10 junio 2011

Desechar la mentira

Mis labios no hablarán iniquidad, Ni mi lengua pronunciará engaño. (Job 27:4)

Una mentira repetida mil veces, puede parecer una verdad, sin embargo, en su esencia, siempre será una mentira...

La mentira es uno de los peores defectos del ser humano, sobre todo, la mentira dicha con el único afán de obtener un beneficio personal en perjuicio del resto de las personas.

Hay quienes se justifican diciendo que nunca levantan falsos testimonios ni expresan mentiras, sin embargo, no debemos olvidar que "ocultar la verdad" es también una forma de mentir, y en consecuencia de hacer daño a terceros y lograr beneficios personales.

La Biblia nos enseña que no hay nada oculto que no salga a la luz, lo que significa que la mentira no es infalible y no puede ocupar el lugar de la verdad, pues mientras esta es brillante y llena de luz, aquella es opaca y tenebrosa.

No nos dejemos engañar y mantengamos una actitud alerta para distinguir las mentiras y las verdades.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada